lunes, 13 de diciembre de 2010

Scott Pilgrim...

"Scott Pilgrim vs. los ex de la chica de sus sueños" es una mezcla de pequeñas películas, es una historia constituida estéticamente por miles de estilos, es una historia de ciencia ficción mezclada con romance, acción y humor. La película muestra a un joven muchacho enamorado profundamente de una mujer, Ramona, y cómo debe ganársela. El reto no es muy fácil: debe vencer a sus siete ex parejas, que poseen ciertas habilidades, destrezas y poderes especiales.
Con una estética de cómic, videojuego y trailer, esta película combina todas las ramas del entretenimiento creando una cinta única, aunque bastante exclusiva: no a todos los públicos les caerá de igual manera, pero dudo que alguien cuestione su realización. Es exquisita.

Scott Pilgrim vs. the world.



Trailer subtitulado al español.



Crítica.

"Scott Pilgrim..." es de esas películas como "Spun", que funcionan en el espectador como si tomase un par de alucinógenos. Le llevan a dimensiones superiores, a confundirlas; le llevan a creer cosas que jamás, en la vida real, han creído ni creerán, quizá. Es una película en constante movimiento, con vibración contínua; eso no impide que la película pueda decaer en algún momento, pero mantiene siempre un ritmo medianamente bueno, que atrae (y vale aclarar que no atrae a cualquier tipo de público, creo que principalmente puede ser amada por un público juvenil) y gusta.
Desde lo personal, y ésto tiene apenas que ver con mi valoración del producto, la película se me ha hecho insoportable. Los primeros cuarenta minutos son demasiado; es un forzoso rejunte de ideas que de golpe, no impactan en el espectador de la mejor manera. Toma mucho de la estética de un videojuego, y el proceso que convierte una historia original y normal en una historia Nintendo, es difícil de digerir. Particularmente, no he podido hacerlo aún, algo que se debe a varias cuestiones. Primero, que es una película técnicamente irreprochable, todo es ingenioso y logra un equilibrio (en lo alto) de la cantidad y la calidad. Segundo, porque tiene tantas dimensiones como puntos de análisis, referencias a nuestra vida de ocio y al mismo arte. Tercero, porque desde lo personal, me cuesta familiarizarme con este estilo Rock & Pop que evidentemente está de moda, y que se adhiere a otros estilos, generando algo único e incomparable. Cuarto, porque creo -más allá de que haya sido una gran novedad- innecesarias muchísimas herramientas usadas en la película, y las he rechazado.
Siempre recuerdo una de las reflexiones de "El gato y su sombrero mágico", una de las películas que ha mostrado a Dakota Fanning antes de ser actriz, en la que introducen una serie de objetos de dimensiones distintas en una pequeña máquina de hacer bocadillos de chocolate. Uno no cree que, de toda esa mezcla de materiales (que no son precisamente de cocina) pueda salir comida. Finalmente, la máquina se abre y hay doce bombones hechos. Luego la máquina explota, y demás, pero no viene al caso. La cuestión es que, de una mezcla que uno rechaza, acaba saliendo algo sorprendente y original. Ésto es "Scott Pilgrim...", una ensalada de elementos increíbles que acaba resultando interesante.
Ajeno a que, en lo personal, no volvería a enfrentarme a esta película jamás (porque no tengo interés en hacerlo, porque no he conectado emocionalmente con los personajes - a excepción de Anna Kendrick, la hermana del protagonista, el único ícono de realismo-, porque me ha parecido tonta, exagerada y larga), creo que hay cuestiones que están de más. La película tiene momentos que recuerdan muchas películas a lo largo de la historia (incluso hay escenas que parecen trailers), pero no me agradaron algunas de las referencias a David Lynch. Dos, para mencionar: un inicio que confunde la fantasía y la realidad, en el que el personaje atraviesa puertas y aparece en lugares extraños (como "Imperio"); un momento donde el personaje ingresa y egresa de escena, y recibe aplausos (como "Rabbits", del mismo director). Lo primero, tiene un aire a "La ciencia del sueño" de Michel Gondry (bueno, además, verán otro algún notorio punto en común con "Eterno resplandor de una mente sin recuerdos", de Gondry); lo segundo, es forzar la gracia de "Rabbits" (generalmente, una parodia tiene mayor impacto que su original, y en este caso, no funciona de la mejor manera; es, en síntesis, algo de lo que la película ha podido prescindir tranquilamente).
Me basta decir que, para fanáticos del cine, ésta es una película imperdible. Puede ser, para quien escribe, larga, absurda y sobrecargada, pero técnicamente es impecable; particularmente, habría recortado "la segunda toma" del enfrentamiento final - un modo de forzar, también, la resolución de la historia, y en fin, sin acabar de la mejor manera. No es la mejor manera de crear algo original (una historia de amor diferente, puede verse en "500 días con ella" o en "La vida es un milagro"), pero es una versión alternativa. Start!
Puntuación: 7/10 (Notable)

1 comentario:

daniel dijo...

Pues a mi tampoco me convencio el film en verdad, aunque es notable en su propuesta, lo mejor es el apartado tecnico que juega un papel muy importante en el desarrollo de la cinta... Gran reseña; pronto publicare la mia de este mismo film.

Un saludo!

Te invito a mi blog: daniel-cinepuro.blogspot.com