martes, 4 de enero de 2011

The Fighter.

Nueva película sobre boxeadores, tras el impacto sobre la crítica y el público de la galardonada "Million Dollar Baby". David O. Russell (Yo amo Huckabees) dirige esta sorprendente historia real sobre Micky Ward y Dick Eklund, dos leyendas del boxeo que siguieron, pese a ser hermanastros, caminos diferentes. Eklund, el mayor (interpretado por Bale) quiere para su hermano menor el éxito, pero también quiere ser él quien, como entrenador, lo lleve a ese éxito. El tema es que Dick, va y viene de las drogas y la cárcel, y se aleja frecuentemente de las responsabilidades, y Micky tiene que tomar una decisión buena tanto para él, como para el resto de la familia. Un emotivo drama con un elenco envidiable, hecha hasta para aquellos que odian el boxeo. Es una gran película por donde la mires, tiene algo que muchas no alcanzan a tener: sentimiento. Muy Recomendable.

The Fighter.

Trailer subtitulado al español.




Crítica.

El orgullo de Lowell está de regreso. O al menos éso es lo que dice una torta que parece querer compensar una de las más grandes decepciones en la vida de un boxeador frustrado, Dick Eklund, que más allá de ver su vida hundida no sólo en el fracaso, las drogas y algun acto delictivo, tan sólo pretende ser quien haga de su medio hermano un campeón del boxeo. Pero las cosas se van volviendo poco a poco complicadas.
"The fighter" es una película simpática. Creo que está hecha para que el público no la enmarque como "una película de boxeo". Aún así, es una biografía sobre el boxeador Micky Ward, el hermano menor del mencionado Dick y hermano de otros siete. Combina perfectamente el drama de una familia (que debe lidiar con la droga y con otros ciertos desencuentros) con el humor de una persona que sube y baja del hechizo del crack, personaje que encarna a la perfección (palabra rara vez usada) el señor Christian Bale. Lo que hace diferente a este actor no es su pronunciación, ni sus caras o reacciones violentas (de hecho, para estas últimas es muy bueno en la vida real, según se dice), tiene una mirada fraternal profunda que te hace sentir que la familia es real. No sólo eso, hasta las mismas peleas están cargadas de un realismo muy marcado; la película, en sí (desde lo humano, lo íntimo, lo familiar, hasta lo profesional, lo agresivo) maneja ciertos códigos de realismo y los maneja con soberbia.
No necesito decir que el resto del elenco es estupendo. Mark Wahlberg me ha dado una sorpresa. Su papel inicialmente suena familiar. Una de las primeras cosas que se ven son a él, en un bar, invitando a salir a una muchacha tras trompear a un par de muchachos por faltarle el respeto. Éso, sumado a que tiene una "difícil" y mínima relación con una hija, puede sonar a Rourke en "El Luchador". Pero al esperar un minuto o dos, ya uno se da cuenta de que la película toma rumbos diferentes, incluso hasta más complejos. Su relación con su hermano, Bale, está genialmente construída. Es auténtica y creíble. En cuanto a Melissa Leo, tan sorprendente como en "Frozen River" hace dos años. Cuenta con una de las escenas más emotivas de la película, junto a su hijo en un auto, cantando y llorando. Espectacular interpretación que con gran seguridad le otorgue el Oscar en las próximas semanas. Y finalmente Amy Adams, la chica maravilla, actriz joven que ya ha compartido cartel con las más grandes estrellas (trabajó con Meryl Streep en La Duda), que inicialmente no parece demasiado convincente, pero dentro de todo entrega una performance decente (se destaca en los duelos interpretativos con la Señora Melissa Leo, enfrentamientos verbales espectaculares).
El guión es bastante bueno. Es capaz de introducir situaciones de humor en las partes más increíbles (hay una seguidilla de momentos graciosos que giran, todos, alrededor de la película "Belle Époque") y capaz de dar algún que otro golpe bajo que no atraviesan ningún límite ni llegan al exceso. También tiene muchas situaciones insólitas (alguna que otra violenta que involucra a Amy Adams) y otras demasiado enrolladas (como las ideas y vueltas con el manager y entrenador), pero que sirven para -a la larga o a la corta- dar profundidad a la historia en general.
Sólo me resta decir que, en lo personal, me ha parecido un gran logro. Primeramente, porque hay que salir a escena con un tema mil veces tocado en el cine. En segundo lugar, porque hay que ser capaz de manejar bien a un elenco de tal calidad. En tercer lugar, porque particularmente detesto el boxeo, y esta película me ha dado un placer inesperado. En cuarto lugar, por su habilidad técnica en los enfrentamientos (principalmente en los primeros). En quinto y último lugar, porque es un retrato sobre familia, sobre hermandad, cosa de la que el cine está lleno. Pero últimamente, no se ven historias de familia tan buenas. Mucho menos, películas de David O. Russell tan buenas.
Puntuación: 8/10 (Muy Buena)

1 comentario:

Anónimo dijo...

Esta pelicula me encanto, la vi online ya que aun no se estrena ..

Y me encanto el reparto , las actuaciones , las situaciones familiares y sobre todo el papel de Christian Bale , el siempre me sorprende , no en vano me digo siempre que es un genial actor ..

Y en los Globos de Oro quiero verlo recibiendo su premio !!!

Ahora si Bye !!

Si sigo leyendome todo las criticas no llego a hacer el almuerzo ajjaja


Otro dia volvere por aqui !!


Saludoss
Alejandra