sábado, 17 de diciembre de 2011

Like crazy

Like Crazy.

Crítica.

“Like Crazy” es una película dirigida por alguien que no ha visto jamás en la vida una película americana sobre amor a la distancia. O las ha visto todas, y se ha esforzado por realizar algo totalmente distinto, creíble, realista y perceptible. Drake Doremus lo hace muy bien. Con este trabajo, nos demuestra a algunos fanáticos que lo de Anton Yelchin jamás ha sido casualidad, que logra transmitir muchísimas sensaciones: la desesperación, la soledad, la confusión. Pero acá hay algo más. Y es, lejos de una decepcionante Jennifer Lawrence (quien repite con Yelchin tras “La doble vida de Walter), la señorita Felicity Jones. No la he visto demasiado como para asegurarles que es una buena actriz, pero en una de las escenas que cierra el primer tercio de película, al teléfono, te rompe el corazón. Su cara hinchada, roja, enferma, pero de amor. Es milagroso.

Además de ser un romance a la distancia, debe tenerse en cuenta que es una película sobre jóvenes que apenas han atravesado la barrera de la adolescencia. Por lo tanto, como en “Querido John” para mencionar una, es muy fácil filmar cosas obvias, pintadas de rosa y felicidad. No digo que “Like crazy” no tenga estas cosas, simplemente que va más allá de lo común, convirtiéndose en un caso muy particular, no necesariamente pesimista (será discutible), pero sí muy realista. El amor se vive intensamente, pero con ello, también el dolor, la inseguridad, la precipitación, la culpa y las ganas de volver el tiempo atrás. Los diálogos demuestran una madurez inimaginable, puntualmente en la escena del principio. Pero luego, el realizador sin abandonar esta madurez para contar la historia, los hace “involucionar”, los convierte en niños caprichosos, confundidos, tontos. Ahí está la magia de esta película: tiene que ver con entender los efectos del amor en la vida, de su importancia en la adolescencia, de ser capaz de distinguir su fuerza emocional.

En un relato breve, que por momentos aspira al estilo de “Expiación” y por otros al de (buenas) comedias ingenuas, nos involucramos rápidamente con los personajes. Cada uno saca lo mejor de sí estando solos (tanto los actores como los personajes, claro está), pero al verlos juntos, uno no puede verlos como una pareja. Quizá sea algo muy positivo, o quizá muy negativo: el amor sólo está presente cuando están lejos. El espectador no capta la química entre ellos cuando él y ella están pegados uno al otro. Y eso puede sonar muy extraño, incluso muy perjudicial para una película que recalca constantemente su realismo vital. Pero el conjunto, se ve bien, pese a todo: no es una película atrapante, pero sí muy inteligente; no termina de ser impactante, pero sí más que sugerente; nos invita a pensar (con escenas muy bien editadas) sobre nuestro enemigo más grande, el tiempo, con una tierna historia de fondo, que quizá olvidemos, aunque no deberíamos.

Puntuación: 7/10 (Notable)

9 comentarios:

Carlos Andrés dijo...

Excelente. Muy de acuerdo con tu crítica, bastante acertada en los puntos fuertes de la película. Felicity Jones es llamada para grandes cosas, cada escena se la come a bocados, hace el personaje creible y transmite todo el sentimiento. Lo que hace el director, la manera en que narra, saca a la película del clché de romance sólo apto para adolescentes; es arriesgada. El amor, desamor y todo lo que supone esto, está perfectamente logrado. En cuanto a Lawrenece, no me parece desperdiciada, es un papel muy secundario y ella le saca su jugo, hay que notar sus expresiones frente a la situación que está viviendo; sus miradas. Me recordó en algo al personaje de Williams en Brokeback mountain.
Una de las película más sinceras del 2011.

Saludos.

Alexandra dijo...

Vos diste en el clavo, ya se porque no me gusto esta película y es por eso que decís: no hay química entre ellos dos cuando están juntos. Eso me mato la película, porque detestaba el momento en que ellos se encuentran.

Me gusto tu critica, me ayudo a verla de otra forma.

Un saludo!

Anónimo dijo...

Amigos, por favor aclaramen ellos terminan los dos, o eso es otra separacion, porque al trascurrir de la pelicula nunca se sabia cuando se separaban o continuaban.
Se sabia que se separaban cuando cada uno tenia nueva pareja, pero salian de la nada...

manuela arboleda dijo...

hola, me encanto tu opinión, porque de verdad que es una película increíble, no es la típica historia de romance que termina feliz,esta simplemente deja que el espectador saque su conclucion.
donde grabaron esta película??

Juan Manuel Redondo dijo...

Estaban enamorado de unos recuerdos? ... o tal vez simplemente cuando estaban juntos eran como cualquier pareja, no se quiso exagerar la felicidad? ...
de todos modos el final es desconcertante .... el incómodo silencio.... como interpretarlo? ...

Blanca Miño dijo...

están aferrados al pasado, un pasado que es hermoso cuando están lejos pero cuando están cerca es un recuerdo muy viejo, tan viejo que parece casi imaginario.

Tatiana Rojas Garcia dijo...

Que triste...

andrea dijo...

en la escena final se ve como ellos recordaban su pasado juntos, los buenos momentos que al parecer son muy lejanos a su presente.
me quede sorprendida, esperaron tanto por la visa, y cuando puede regresar... parece que no hay mas amor, o ,quizá, solo se acabó la locura.
el capricho, la costumbre, la comodidad, su amor hacia ese cantante, no les fue suficiente para mantenerse.
nos enseña que el amor es algo mucho más que eso, aunque no lo queramos aceptar.

Lalo Ro dijo...

En la escena final claramente se ve que el amor acabo, más sin embargo los recuerdos mostraban lo contrario... Me quedo la duda... Si el silencio y separación q hubo entre ambos fue el final de la relación ... Alguien puede aclararme esa duda...