miércoles, 1 de febrero de 2012

Jane Eyre

Jane Eyre.

Trailer subtitulado al español.

Crítica.

Alguno quizá recuerde, el día de mañana, esta adaptación de “Jane Eyre” como la responsable de darle el rol justo a una actriz como Mia Wasikowska, de quien por lo visto no puede esperarse otra cosa que lo que se ve en la película. Una muchacha no de lo más agradable, pero con una mirada que habla. Tras unos cuantos personajes mal interpretados, Jane Eyre puede considerarse su primera intervención decente al mundo de la actuación, la que posiblemente le abra las puertas como una actriz medianamente seria, de futuro altamente prometedor si es capaz de aprovechar su situación. Ella es una de las tantas fuentes de las que bebe una producción clásica a más no poder. El resto, tiene más que ver con el afán perfeccionista de Cary Fukunaga, quien basándose en la novela homónima de Charlotte Brontë, le da un (insuficiente) toque personal a un trabajo bastante decente. Va más allá de la excelente puesta en escena, es una película con cabeza y corazón en partes iguales.

La condena va siguiendo a estos personajes, pues cada uno de ellos tiene un destino marcado. Personas condenadas a la soledad, a la muerte, al rechazo. Y cada una de estas personas cuenta con algo que lo identifica, que bien puede ser una virtud o un defecto, y que los pone a prueba para ver cuán bien pueden manejar sus cualidades en torno a su futuro. ¿Serán capaces de amar para aplacar la soledad, de vivir para aplacar la muerte, de no ser egoístas para no ser rechazados? En este juego de emociones, cada actor busca darle matices adecuados a cada individuo de la ficción, haciéndolo capaz de cobrar vida en cualquier circunstancia de la realidad. Porque, pese a que nos separen casi dos siglos de esta historia, siguen siendo humanos parecidos a nosotros, a los que leen y a los que escriben la crítica.

Algunos duelos interpretativos entre Michael Fassbender y Mia Wasikowska demuestran el talento de ambos actores, así como la profundidad entre poética y realista de sus diálogos. Aunque el guión no llega a definir si estamos ante una tragedia clásica, ante una novela rosa o ante una película de época. Mezclando estilos como barajas, nunca define un camino, y da demasiadas vueltas para contar una historia mucho más sencilla de lo que parece. Se extiende en lujos y palabras, sintetizando en dos horas esta dramática historia de amor. Que es buena, y les da a los protagónicos la luz que merecen (no corren la misma suerte los secundarios, como la excelente Judi Dench). Volcar el talento y lo aprendido de memoria en un perfeccionismo plano y poco innovador (dirección artística, vestuario, son repetitivos) en lugar de incluir algo de imaginación (como puede verse, sí, en algún momento de la primera o la última media hora, las más destacadas del metraje tanto argumental como estéticamente) es lo que le impide a Cary Fukunaga consagrarse como una inquietante storyteller.

Puntuación: 6/10 (Buena)

2 comentarios:

Jorgee dijo...

Le tengo muchas ganas a Jane Eyre... le tengo pendiente... Saludos Rodrigo!

Dialoguista dijo...

Linda peli, me gustan las pelis de época. Pero esta no me emocionó lo suficiente. Es verdad lo que decís de Mia, acá lo hace bien :D
Tengo muy presenta la última escena en una versión muy anterior, que me gustó tanto que esta ya corría con desventaja jajaja.
Saludos!!!